Las ironías de las vida

La magistrada, María de Jesús Muñoz Villaquirán, de la sala Disciplinaria del Consejo Seccional de la Judicatura, negó las pretensiones de la Juez Quinta Administrativa, Diana Fabiola Millán Suarez, quien por medio de Tutela solicitaba el arreglo del aire acondicionado en su Despacho.

El hecho llamó la tensión en el Palacio de Justicia del Distrito judicial de Villavicencio debido a que, mientras centenares de niños en la Guajira y pequeños indígenas de la etnia Sikuany en el Vichada, mueren por desnutrición, en la capital del Meta una Jueza demanda para que le arreglen el aire.

Tras el insólito caso, el Director Seccional de Administración Judicial, Rodrigo Suarez Giraldo, fue requerido por la sala Disciplinaria de la judicatura para que hiciera descargos dentro del trámite de la Acción de Tutela.

El funcionario expuso que el equipo climatizador quedo fuera de servicio, lo que obligó a cambiarlo por otro, pero que también se descompuso y ahora hay que esperar que se compren nuevos aires.

INTERNOTICIAS LO QUE ESTÁ SUCEDIENDO

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.