Protéjase del sol

Los dos tipos de rayos solares que pueden ocasionar daños en la piel son los ultravioleta A (UVA) y los ultravioleta B (UVB). Los rayos UVA afectan las capas profundas de la piel. Los UVA son más intensos que los UVB y son la principal causa de quemaduras solares.

La mejor manera de disminuir el riesgo de cambios cutáneos es proteger la piel del sol. Esto abarca el uso de bloqueadores (filtros o protectores) solares y otras medidas de protección.

  • Evite la exposición al sol, particularmente durante las horas de 10 de la mañana a 4 de la tarde, cuando los rayos UV son más fuertes.
  • Recuerde que cuanto mayor sea la altitud, más rápido se quema su piel con la exposición al sol. Además, al comienzo del verano es cuando los rayos UV pueden causar el mayor daño de la piel.
  • Use protección contra el sol, incluso en los días nublados. Las nubes y la niebla no lo protegen del sol y pueden incluso intensificar los rayos UVB.
  • Evite las superficies que reflejen la luz, tales como el agua, la arena, el concreto, la nieve y las áreas pintadas de blanco.
  • No utilice lámparas de sol ni camas para broncearse (salones de bronceado). Pasar de 15 a 20 minutos en un salón de bronceado es tan peligroso como pasar un día al sol.

Ropa protectora contra el sol

Los adultos y los niños deben usar ropa para proteger la piel contra el sol, además de aplicarse bloqueador o filtro solar. Las sugerencias para la ropa abarcan:

  • Camisas de manga larga y pantalones largos. Busque telas sueltas, sin blanquear, de tejido bien tupido. Cuanto más tupido sea el tejido, mayor protección ofrecerá la prenda de vestir.
  • Un sombrero de ala ancha que pueda darle sombra del sol a toda la cara.
  • Ropa especial que proteja la piel absorbiendo los rayos UV.
  • Gafas de sol que bloqueen los rayos UVA y UVB, para cualquier persona de más de un año.

Pautas para bloqueadores solares

Es importante no confiar en el bloqueador solar solamente para protegerse del sol. Usar un bloqueador solar tampoco es una razón para pasar más tiempo al sol. El bloqueador solar no parece proteger contra el melanoma y otros cánceres de piel. Otros factores parecen intervenir en la forma como se desarrollan estos cánceres cutáneos.

Los mejores bloqueadores solares para escoger abarcan:

  • Bloqueadores o protectores solares que bloqueen tanto los rayos UVA como UVB. Estos productos están etiquetados como de amplio espectro.
  • Bloqueador solar con etiqueta de FPS de 30 o más. FPS es la sigla de factor de protección solar (SPF, en inglés). Este número indica qué tan bien protege el producto la piel contra el daño de la radiación ultravioleta.
  • Aquellos que son resistentes al agua, incluso si sus actividades no incluyen la natación. Este tipo de bloqueador solar permanece en su piel por más tiempo cuando la pie está mojada.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.