Sigue la crisis del sector maicero en el Meta

La Secretaría de Desarrollo Agroeconómico del Meta, en conjunto con la empresa privada y las asociaciones y agremiaciones de maíz y soya del Departamento, buscan estrategias para afrontar la crisis por la que pasa actualmente este sector de la economía.

Alberto Castro, secretario de Desarrollo Agroeconómico del Meta, indicó que tras varias reuniones con productores de maíz y soya del departamento, las agremiaciones y la empresa Italcol, se ha logrado fijar precios, acordes para que dicha empresa compre la producción de maíz.

Explicó que por medio de contratos forwards, ya se llegó a una primera negociación y de esta forma Italcol va comprar la producción de maíz que se tiene almacenado.  Lo anterior alivia, en parte, la problemática por la que pasa el sector a nivel nacional.

Dentro del diálogo establecido, las agremiaciones y asociaciones manifiestan que su producción, a la fecha, ha generado pérdidas, por razones como el bajo precio de compra, la sobreoferta y algunos requerimientos por parte de la industria como base para el pago del producto.

Según la Federación Nacional de Cereales (Fenalce), quien agrupa las asociaciones productoras de maíz, soya, arroz, entre otros, este año se han implementado como base para el pago, unas tablas y porcentajes de humedad, de los productos, lo cual, ha generado una serie de problemáticas para el gremio.

Alberto Castro recordó que la Secretaría de Desarrollo Agroeconómico en reuniones pasadas con asesores del Ministerio del ramo, en su proceso de mediación y articulación, ha acordado aplicar una serie de modelos tecnológico que enfrenten la crisis, o parte de las causas de la misma, por la que pasa la producción maicera del Meta.

Finalmente, indicó que está pendiente un trabajo de mejoramiento de semillas, estilos de siembra y articulación con Fenalce, para el censo productivo, lo cual redundaría en un mercado más competitivo y con mejores calidades para la industria.

Datos de interés

A diciembre de 2016, el Meta contaba con maíz amarillo tecnificado en la Altillanura con 12.000 hectáreas y en el Piedemonte con 6.000 hectáreas.

A este mismo corte, en maíz amarillo tradicional, en el Piedemonte, se cuenta con 500 hectáreas.

En cuanto a la producción de soya, en la Altillanura se encuentran 6.500 hectáreas y en el Piedemonte 1.000 hectáreas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.